Hacienda cree que los presupuestos de las CCAA cumplen objetivo de déficit del 0,7% en 2013

El Ministerio de Hacienda cree que los proyectos de presupuestos de las comunidades autónomas para 2013 arrastran un desfase de 6.438 millones.

De esta forma, los presupuestos cumplen con el objetivo de déficit del 0,7 por ciento sobre el PIB nacional fijado para estas administraciones, según un comunicado de prensa. Hacienda, que ha apreciado un aumento de los ingresos tributarios de las comunidades en sus proyectos de presupuestos, también ha señalado el incremento de los intereses de su deuda, que crecen en 1.778 millones de euros respecto a 2012.

Estas cifras se basan en un estudio elaborado con las cuentas comunitarias, sin contar con las de Cataluña, Galicia, Euskadi ni Navarra. Para Hacienda, «los proyectos de presupuestos 2013 presentados por las restantes CC.AA., una vez descontadas las liquidaciones negativas del sistema de financiación y aplicados los correspondientes ajustes de contabilidad nacional, presentan un déficit presupuestario del 0,7% del PIB».

Hacienda ha señalado que «incluyendo las liquidaciones negativas del sistema de financiación correspondientes a 2008 y 2009, que no computan en el cálculo del déficit a efectos del objetivo de estabilidad presupuestaria, los proyectos presentan un déficit de 6.438,28 millones, el 0,9% del PIB, lo que supone una reducción de más del 50% respecto al déficit del año anterior».

El Ministerio ha añadido que «descontado el efecto de estas liquidaciones, el déficit presupuestario desciende al 0,6% del PIB. Adicionalmente, los ajustes previstos por las propias CCAA por aplicación de la metodología de la contabilidad nacional, sitúan finalmente el déficit previsto para el año 2013 en el 0,7% del PIB».

Además, ha indicado que «la variación del total del presupuesto es de un -7,5 % respecto a lo presupuestado el año anterior. Tomando en consideración los gastos e ingresos de naturaleza no financiera, las tasas de variación son del -7,1% y -5,4%, respectivamente».

«La evolución de los ingresos no financieros (-5,4%) respecto al año 2012, se ve afectada por la variación de los recursos del sistema de financiación, cuya presupuestación en 2012 estuvo marcada por la prórroga de los Presupuestos Generales del Estado y utilizarse como comparación la cifra de recursos de 2011». Sin embargo, el departamento precisa que «teniendo en cuenta las cantidades efectivamente satisfechas en 2012 por la financiación territorial, la tasa de variación de los ingresos no financieros es de un -0,9%».

En cuanto a la reducción de los gastos no financieros, 7,1%, afecta tanto en los desembolsos corrientes como a los de capital, con lo que los primeros registran una disminución del 4,2% que se traslada a «todos los capítulos a excepción de los intereses de la deuda, que crece 1.778 millones de euros respecto a 2012», mientras que los gastos de capital bajan el 25,2%.

www.expansion.com